Sin categoría

CICATRICES.

3 febrero, 2016

Nunca supe esperar. Nunca quise.Yo amaba sin negociaciones previas.
Nunca aprendí a cuidarme.
Y hoy, aquí, lleno de cicatrices espero por tu silencio, tu risa, tus amaneceres y atardeceres frente a esta lluvia que no cesa, que me recuerda que una vez fuiste real, estuviste a mi lado, me hablaste, me cogiste de la mano… y me acompañaste en el camino.
Qué me recuerda que una vez fui feliz.

También te gustaría

Sin comentarios

Deja un comentario